10 de octubre de 2010

Viles Vicios Bicentenarios | Alejandra Montoya


Así como Dante,
plasmó siete pecados capitales
en su Divina obra,
he aquí, la humilde evidencia de vuestros
Viles Vicios Bicentenarios.

Manoseada lujuria,
voluptuosa e impúdica,
que bajo obscenas sotanas,
ha rasgado a su paso
la frágil inocencia infantil.


Trasnochada pereza,
vulgar desidia,
que cubre el hastío alienante
de la miserable rutina;
eterna quietud de los débiles.


Insatisfecha gula,
apetito voraz que devora
el hambre de otros, mientras
las vacas sagradas se nutren
del sudado sustento de los oprimidos.


Ira, insistente y violenta,
autoritaria lapidación de las ideas,
enemiga infalible de la justicia;
cobarde torturadora, sutil
provocadora de crueles miedos.


Enmascarada envidia,
hipócrita sonrisa; mueca forzada
de resentidos rostros
que deambulan entre el
borracho e individualista exitismo.


Obsesiva codicia,
implacable y despiadada ambición,
incitadora encubierta de
letrados delincuentes
que visten de cuello y corbata.


Maldita soberbia,
su arrogancia y altivez
aplasta y discrimina
aquellas coloridas etnias ancestrales
con olor a canelo y merkén.


Lujuria, pereza, gula, ira, envidia, codicia, soberbia
enmarcados en un abandonado
cuadro marchito, plagado de tintes de gala;
la conmemoración perfecta de nuestra ilusa y
torcida lucidez.



Escrito por Alejandra Montoya.
Nació en Valparaíso, en la década de los 70. Graduada de Pedagogía en Castellano en su ciudad natal. Ha participado en diversos colectivos artísticos y lecturas poéticas (“100 Poemas contra el Indulto”, “Poemas por el Pueblo Mapuche”, entre otros), como también ha prestado colaboración con otros escritores en la corrección de textos y gestión de tertulias literarias. Actualmente, continúa participando en lecturas poéticas y se desempeña como Profesora de Castellano. Próximamente se proyecta estimular la creación y la reinserción social de los internos de la Cárcel de Valparaíso a través sus clases de Lenguaje y de un taller literario. Asimismo, se espera una muestra de sus trabajos literarios en una nueva antología literaria del Colectivo santiaguino Geopoético y otra antología de mujeres de la Editorial Kawell Kelun.


1 comentario:

Anónimo dijo...

Buenísimo!